Nombran parque Isidoro Núñez González, en homenaje a alcalde comunista de Mairena del Alcor

0

El Ayuntamiento del municipio sevillano de Mairena del Alcor aprobó mediante declaración institucional el nuevo nombramiento del Parque Norte de esta localidad como Parque Alcalde Isidoro Núñez González, en reconocimiento a la gran labor realizada como Teniente de Alcalde y luego Alcalde por este vecino y militante del Partido Comunista de España en el periodo de 1979 a 1983. Entonces, durante las primeras elecciones convocadas en nuestro país desde la Segunda República y tras 40 años de dictadura, los españoles pudieron volver a ejercer su derecho al voto y a ser elegidos en los gobiernos municipales. En esos años el PCE se presentaba con sus propias siglas y así lo hizo tanto en las elecciones municipales como en las generales celebradas meses más tarde.

Casi exactamente un par de años después de la legalización del PCE, se postulaba por Mairena a esas primeras elecciones municipales una lista de militantes de los que 8 son elegidos concejales en abril de 1979, entre ellos Isidoro Núñez, que en unos meses pasó a ocupar la alcaldía. Ese primer consistorio se caracteriza por una ausencia de medios y recursos para acometer las obras y planes que Mairena necesitaba, dentro de una situación generalizada en toda Andalucía de paro y carencias de libertades como consecuencia de la dictadura. Pese a ello, Isidoro, hombre acostumbrado desde niño a trabajar y a afrontar dificultades, tiene el talento de aunar las voluntades del resto de partidos con representación en el Ayuntamiento y logra sacar adelante proyectos de una considerable trascendencia para el pueblo. Entre sus méritos se encuentran la creación de La Feria, el inicio del Parque Municipal, mejoras en las redes de abastecimiento, las primeras viviendas de V.P.O. en la barriada del Patriarca o los proyectos que en el futuro desarrollarían el centro de salud y las escuelas deportivas.

El reconocimiento se extiende a su compañera de toda la vida, Trinidad Copete Jiménez, esposa y camarada de militancia. El matrimonio cuenta una curiosa anécdota de los años en los que ambos comenzaron a militar en el PCE, que sirve de ejemplo para mostrar las dificultades y el compromiso que significaba pertenecer al Partido en los años de clandestinidad. Poco después de casarse, Isidoro entra a trabajar como conductor de autobuses y en el contacto con otros trabajadores conoce a militantes comunistas en los que se identifica como un reflejo de sus propias experiencias y las injusticias sufridas. Decide afiliarse pero no le cuenta nada a su mujer. Sin embargo, Trinidad encuentra en su ropa un panfleto del Partido, que él había dejado a propósito para averiguar su reacción. Trini le sorprende advirtiéndole de que ese tipo de papeles no le resultan extraños, puesto que su propio padre es también militante. Así pues ella decide a su vez afiliarse y desde ese momento comparten vida y actividad comunista.

Ambos, Trinidad e Isidoro, continúan siendo miembros activos y participantes habituales del núcleo del PCE en Mairena del Alcor. En conversación con El Común, su secretario político, Alberto Muñoz Pérez, manifestó acerca de este nombramiento: «para nosotros es motivo de una enorme alegría que se ponga el nombre del parque a nuestro camarada, es la culminación de años de trabajo en los que se ha podido al fin lograr un reconocimiento al que ha sido, pese a quien le pese, el mejor alcalde de Mairena».

«De familia humilde y trabajadora -declara Alberto Muñoz-, Isidoro representa al luchador incansable que se preocupa de los derechos de la clase trabajadora, y hoy tiene un lugar en el pueblo de Mairena más que merecido. Sus paisanos reconocen así a un alcalde que trabajo sin dinero, ni sueldo, pero que a pesar de ello supo aunar a todos los grupos políticos para conseguir una Mairena mejor.»

También en contacto con este medio, el secretario de organización local, Francisco Jiménez, reconoció que «esta memoria no es solo para Isidoro, también se reconoce con ello el trabajo y la lucha del pilar principal de su vida, su compañera y camarada siempre en primera fila, a Trinidad Copete Jiménez. Y además es extensible este reconocimiento a toda esa generación que luchó por un mundo mejor, personas que creían en la igualdad y la fraternidad, una generación con verdadera conciencia de clase, clase obrera, que luchó en la clandestinidad contra el franquismo, y luego contra los herederos de estos».

«Porque hay que recordar -añade Jiménez- que el franquismo campaba a sus anchas en esos primeros años de esta frágil democracia. Este reconocimiento institucional va ligado al agradecimiento de este Núcleo Local a esa primera candidatura del PCE de Mairena, en las primeras elecciones democráticas, y a todas esas personas que murieron en el camino y que tanto hoy como cada 14 de abril recordamos».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.