La película que los Abogados Cristianos no quieren que veas

0

En esta mágica época del año en que todos celebramos las fiestas saturnales o las fiestas vikingas de Yule (si existen otras fiestas, las desconozco), todos recibimos regalos. Los regalos materiales están muy sobrevalorados y la tendencia es hacer regalos simbólicos de diversas formas, como un poema, un favor o una mamarrachada, así que parece que los Abogados Cristianos se han unido a la fiesta, regalándonos una de estas últimas. Por supuesto, como muchos sabréis, se trata del boicot propuesto contra la plataforma Netflix, por el estreno del especial navideño de la productora de origen brasileño, Porta dos Fundos.

Porta dos Fundos (traducida, Puerta del Fondo, referente también a donde se suele encontrar el baño en los bares), es una productora brasileña que lleva desde 2011 publicando videos de humor, desde su canal de YouTube y que actualmente está en el top 10 de subscriptores de canales de la plataforma. En 2015 Porta dos Fundos recibió el Play de Diamante, que es el mayor reconocimiento que daba YouTube a los videos que superan los diez millones de visualizaciones. Y es que, con el tiempo, el equipo ha ido poco a poco creciendo en cantidad y calidad, independientemente de lo que nuestros amigos juristas opinen al respecto.

El regalo ha sido, como era de esperar, propón un boicot absurdo y el mundo hará exactamente lo contrario. Y la verdad es que mucho han tardado, porque ya en 2013 la productora había tenido sus más y sus menos con fanáticos religiosos por otro sketch, que tocaba el tema religioso, cosa que siendo de Brasil, con el impresionante seguimiento del cristianismo, lo hace aún más loable.

Pero como siempre (que se me va con tanto precedente), vayamos al grano o al vídeo en este caso. No se trata de una película propiamente dicha, ni en concepto ni en duración, es otro sketch, de unos 45 minutos, que trata sobre el cumpleaños del profeta Jesús de Nazaret, que vuelve a casa el día de su 30 cumpleaños, después de haber estado 40 días desconectado en el desierto. Atención porque va el gran spoiler, perdón, que lo avisé ¡SPOILER!¡SPOILER!, al volver, llega acompañado de un personaje llamado Orlando, travesti barbado, y se da a entender (de forma muy explícita) que son amantes.

Lo mejor, por supuesto, es que han conseguido justo lo que querían, polemizar y eso es la clave del humor inteligente.

Lo peor, independientemente de que la clave con la que esté hecho el sketch  te guste más o menos (en mi caso, no me vuelve loco), que lo actores no merezcan ir a los Óscar o que sea muy localista… nada, no tiene peros ni peras (risas).

Es un sketch que realmente habría pasado sin pena ni gloria, porque es el tipo al que estos brasileños nos tienen acostumbrados, muchos dobles sentidos, humor de todos los colores, mucha jerigonza y desvergüenza, que realmente no llega a ser más que mero divertimento. Y podrían haberle metido mano por otras cosas, la virgen que tiene verdaderas relaciones sexuales con Dios, los presuntos milagros, etc. Pero claro, insinuar la homosexualidad de Cristo, es otra cosa, que todos sabemos que era un machote rumbero y en Brasil todavía peor, que no existen los homosexuales.Aunque visto lo visto, lo mismo pronto no hay ninguno, al menos, no en la cárcel.

Pero el pitote que se ha formado aquí con el susodicho grupo de letrados es anecdótico, porque como podréis imaginar, en Brasil más de uno se ha vuelto loco. Loco literalmente. El grupo llamado Comando de Insurgência Popular Nacionalista de la Família Integralista Brasileira (sí, parece un nombre de un comando sacado de La vida de Brian, de los Monty Piton) lanzó cócteles molotov a la sede de la productora en Río de Janeiro. Bravo por Bolsonaro en este caso, porque ya es que esta chusma, se ha quitado los prejuicios y actúan impunemente, porque si bien no ha habido que lamentar heridos, tampoco es que se haya investigado mucho. Y para colmo ya de todo ridículo, una comisión parlamentaria (sí amigos, del mismísimo parlamento brasileiro), aprobó que se invitara a un representante de Netflix para que diera explicaciones por la difusión del sketch, cosa que no sucedió, pero su representante indica en una entrevista en EL PAÍS que “Porta dos Fundos siempre ha tenido una visión más satírica e irreverente del humor, y Netflix apoya la libertad creativa de los artistas con los que trabaja”. Como dirían Goma Espuma “¡Oh sorpresa, oh dolor, oh mustios collados!”, hacer humor con según qué cosa te puede costar una denuncia o peor, como es el caso. No quería expresarlo, pero no me queda otra, hay que ver la película aunque solo sea por joder.

Y es que ya hay que dar explicaciones por todo. Y no, no es este un artículo que hable de los límites del humor, ese ya vendrá, este es más bien de los límites del ridículo y del absurdo, que por lo que se ve, rayan en el fascismo más rancio. O mejor dicho, fascismo del bueno.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.