Una normativa imposible de cumplir que la Comunidad de Madrid obliga a saltarse

0

La Comunidad de Madrid calcula que son un total de 100 centros educativos los que no van a poder garantizar las medidas de distanciamiento en las aulas, de 1,2 metros, ante lo cual, lejos de buscar soluciones, envió una orden el 31 de agosto a los centros educativos en la que contraviniendo las instrucciones de inicio de curso de 23 de junio, se elimina la necesidad de mantener la distancia personal en el Escenario I.

La Comunidad, por medido de la Subdirección General de Inspección pone a los equipos directivos ante la tesitura de saltarse la ley, descargando la responsabilidad sobre los mismos, para que la distancia y el tamaño de las aulas no sean un impedimento para el decretado aumento de ratios con respecto al curso 21-22.

CCOO ha presentado una impugnación de esta orden ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, pidiendo su anulación como medida cautelarísima. Al margen de cómo pueda resolver el TSJM sobre este recurso en particular, la realidad es que el curso 21-22 se inicia con una vuelta a unas ratios completamente incompatibles con la educación de calidad. Parece que solo un gran proceso movilizador será capaz de cambiar este inicio de curso de recortes que han diseñado y ejecutado en sintonía desde la Puerta del Sol y Moncloa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.