Duque militariza Colombia para reprimir brutalmente las protestas populares

0

El presidente de Colombia, Iván Duque, ha decidido militarizar al país entero y sacar a las calles de las principales ciudades a las Fuerzas Militares para tratar de reprimir las protestas multitudinarias contra la reforma tributaria, así como la creciente indignación popular que están produciendo en el país los asesinatos ya cotidianos de líderes sociales y el aumento del malestar social y de la pobreza.

Las manifestaciones de suceden desde el miércoles en que se convocó un paro nacional y que ha tenido una repercusión total en el territorio colombiano. A través de las redes sociales puede comprobarse la magnitud de las intervenciones policiales que han venido intentando reprimir esas protestas. Medios locales hablan de un número de muertes que oscila entre 9 y 30 hasta estas horas y una cantidad indeterminada de heridos, detenidos, desaparecidos y personas que han perdido un ojo en disparos o ataques de la ESMAD, los antidisturbios colombianos.

Vergonzosamente, medios españoles hablan de muertes por «causas no específicas» o vinculadas a los actos vandálicos que se esfuerzan en resaltar, o a protestas motivadas únicamente por la reforma tributaria. Sin embargo, las informaciones que llegan de primera mano desde la zona son elocuentes. Es el caso del colaborador de este medio y militante del PCE, Jaime Cedano, que en su página y programa de radio Suenan Timbres califica de alerta roja total la situación que se vive en el país en las últimas horas.

«Lo que realmente hay en Colombia -explica Jaime Cedano– es una ruptura social con el viejo y corrupto poder, que empezara a sentirse con fuerza en las manifestaciones multitudinarias de noviembre de 2019 que fueron violentamente reprimidas y que cesaron por la llegada de la crisis sanitaria. Al militarizar el país, busca el gobierno y la clase política dominante destruir violentamente la protesta social. Ensayan nuevas fórmulas de guerra de baja intensidad. Recurren a la magnificación de las acciones de saqueo y vandalismo que son realizados por grupos infiltrados de los organismos de seguridad (…). La policía reprime indiscriminadamente las marchas pacíficas mientras permite el actuar de los saboteadores. Es incalculable el número de personas muertas, heridas, detenidas y desaparecidas a manos de la represión policial».

Ayer, Primero de Mayo, se producía el tercer día consecutivo de paro nacional con sucesos esporádicos de violencia, que se fue agravando hasta volverse crítica en ciudades como Cali. Las autoridades trataron de controlar las protestas decretando el toque de queda pero la indignación popular fue aumentando al conocerse a través de los videos compartidos en redes sociales de situaciones de ráfagas de disparos indiscriminados por partes de agentes policiales, personas que perdían un ojo o que eran abatidas en plena calle a balazos.

https://twitter.com/Col_Informa/status/1388635288583430144?s=20

El Presidente parece estar en actitud de dar marcha atrás a algunas medidas y ya ha anunciado la redacción de un nuevo texto de la reforma tributaria que no incrementará el IVA en los productos de la cesta básica ni los servicios públicos. A pesar de estos anuncios, se espera una tensa jornada de enfrentamientos en la capital y en las ciudades principales en este cuarto día de paro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.