¡Viva la Armenia Soviética! de Iosif Stalin (Texto Histórico)

0

En pleno conflicto entre Armenia y Azerbaiyán, y como parte del especial #ArmeniaEnLaMira en el que El Común participa junto a los medios Contrainformación, Nueva Revolución, Eulixe, La Zurda y Al Descubierto, ponemos a disposición de nuestros lectores y lectoras este documento histórico firmado por Iosif Stalin sobre la Armenia Soviética.

¡VIVA LA ARMENIA SOVIÉTICA!

Armenia atormentada y mártir, condenada por obra y gracia de la Entente y de los dashnakes al hambre, a la ruina y a la emigración forzosa, esa Armenia engañada por todos sus “amigos”, ha encontrado ahora la salvación proclamándose país soviético.

Ni las falsas seguridades de Inglaterra, “defensora secular” de los intereses armenios, ni los famosos catorce puntos de Wilson113, ni las altisonantes promesas de la Sociedad de Naciones, con su “mandato” para la gobernación de Armenia, pudieron (¡ni podían!) salvar a Armenia de las matanzas y del exterminio físico. Sólo la idea del Poder Soviético ha llevado a Armenia la paz y la posibilidad de su regeneración nacional.

He aquí algunos de los hechos que han conducido a la sovietización de Armenia. La nefasta política de los dashnakes, agentes de la Entente, arrastra al país a la anarquía y a la miseria. La guerra gestada por los dashnakes contra Turquía lleva la difícil situación de Armenia al último extremo. Las provincias del Norte de Armenia, atormentadas por el hambre y la falta de derechos, se sublevan a fines de noviembre y crean el Comité Militar Revolucionario de Armenia, encabezado por el camarada Kasián. El 30 de noviembre, el camarada Lenin recibe del presidente del Comité Revolucionario de Armenia un telegrama de saludo, anunciando el nacimiento de la Armenia Soviética y la toma de la ciudad de Delizhán por el Comité Revolucionario. El 1 de diciembre, el Azerbaidzhán Soviético renuncia voluntariamente a las provincias en litigio y cede Zanguezur, Najicheván y Nagorni Karabaj a la Armenia Soviética.

El 1 de diciembre, el Comité Revolucionario es felicitado por el mando turco. El 2 de diciembre, se recibe una información del camarada Ordzhonikidze notificando que el gobierno dashnak en Eriván ha sido expulsado y que las tropas armenias se han puesto a las órdenes del Comité Revolucionario.


Hoy, la capital de Armenia, Eriván, se encuentra en manos del Poder Soviético de Armenia. La enemistad secular entre Armenia y los pueblos musulmanes que la rodean se ha desvanecido de un solo golpe por el establecimiento de la solidaridad fraternal entre los trabajadores de Armenia, Turquía y el Azerbaidzhán.

Sepan todos los que deben saberlo que el llamado“problema” armenio, para cuya solución se devanaban vanamente los sesos los viejos lobos de la diplomacia imperialista, sólo ha podido resolverlo el Poder Soviético.

¡Viva la Armenia soviética!

Publicado con la firma de J. Stalin el 4 de
diciembre de 1920 en el núm. 213 de “Pravda”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.