Pompeo admite que CIA planificó secuestro y asesinato de Julian Assange durante su encierro en embajada de Ecuador

0

Mike Pompeo, exdirector de la CIA, admitió en una entrevista realizada en el programa de la periodista Megyn Kelly que durante su mandato en la agencia estadounidense se planeó el secuestro y asesinato de Julian Assange. Pompeo reconoció el hecho al aseverar sin reparos que su deber es el de perseguir a todos aquellos que revelen archivos clasificados de la seguridad de EEUU.

En esa entrevista Kelly interpela directamente a Pompeo sobre una reciente revelación surgida en un informe de Yahoo! News basada en las preguntas realizadas a unos 30 ex funcionarios de la CIA. «En ese informe -pregunta la periodista- se afirma que 30 ex funcionarios conocieron que existían planes para secuestrar a Julian Asange e incluso asesinarle en 2017, ¿eso es verdadero o falso?». Pompeo, sin borrar una sonrisa de su cara, contesta: «no puedo decir mucho sobre este asunto más que esas 30 personas que hablaron con los entrevistadores deben ser perseguidos por hablar de actividades relacionadas con la inteligencia y que su obligación es garantizar la seguridad nacional en casos como el de Wikileaks que roban información de los EEUU».

Los planes consistían en el espionaje intensivo de los miembros de WikiLeaks, e incluso robar sus equipos electrónicos, según las investigaciones de Yahoo News. La plataforma fundada por Assange habría estado en el punto de mira de la CIA desde su fundación en 2010, momento en que estalló su revelación de miles de archivos secretos de la diplomacia y los militares estadounidenses. Entre esas revelaciones WikiLeaks publicó las imágenes de un ataque aéreo realizado en 2007 por helicópteros del ejército estadounidense en Bagdad, en el que al menos unas 12 personas fueron asesinadas, entre ellas dos periodistas de Reuters.

Esta serie de exposiciones a la luz del verdadero rostro de la CIA llevó al organismo de la inteligencia norteamericana a planificar el asesinato del periodista australiano y de otros miembros de su equipo, o al menos secuestrarlo en la sede diplomática y llevarlo a Estados Unidos o entregarlo a las autoridades británicas, que le acusa de estar relacionado con presuntos delitos sexuales cometidos en Suecia. Assange fue finalmente entregado a la Policía británica por el gobierno ecuatoriano en abril de 2019, y desde entonces espera en prisión por la conclusión del proceso de extradición iniciado por la justicia norteamericana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.