Se han propuesto acabar con vosotros, pero tenéis que resistir. ¿Qué voy a hacer yo sin vosotros?

0


Marcos Rodríguez, taxista, miembro de la Junta Directiva  de la Federación Profesional del Taxi de Madrid y responsable de Teletaxi.

«Se han propuesto acabar con vosotros, pero tenéis que resistir. ¿Qué voy a hacer yo sin vosotros?»

Las palabras que Marta acaba de decirme siguen resonando en mi cabeza.

Marta utiliza el servicio de taxi a diario para recorrer el escaso kilómetro y medio que separa su casa del colegio de los niños, ida y vuelta. Cada vez que la llevo yo, aprovecha el recorrido para ponerse al día de nuestra situación.

En realidad no se ha producido ningún cambio desde el 22 de junio, el día siguiente a la finalización del primer estado de alarma. Y eso es lo malo.

Aquel día la oferta de servicio volvió a niveles de normalidad, como si nada ocurriera, como si la Covid finalizara con una publicación en el BOE y como si Madrid estuviera repleta de actividad turística y de eventos.

Hasta hoy.

Nada.

Los representantes políticos del Ayuntamiento de Madrid permanecen enrocados en la negativa a adecuar la oferta a la demanda, adoptando una posición antieconómica que sería difícil de justificación en un ámbito empresarial.

El último estudio elaborado por la Dirección General de Estadística de la Comunidad de Madrid certifica un descenso del 64% en las solicitudes por medios telemáticos durante el tercer trimestre del año, mientras que un informe elaborado por una empresa especializada en la gestión del gasto estima el descenso general de la actividad en un 83% desde el inicio de la pandemia.

Según los datos que aporta el propio Ayuntamiento, existen 2.629 reservas de taxi en la ciudad para los más de 12.600 taxis que trabajan a diario. Esto provoca que, con una demanda muy mermada, 10.000 vehículos se vean obligados a circular en vacío afectando negativamente tanto al tráfico como a la contaminación. Circular durante hasta 16 horas diarias es inviable, lo que hace que, ante la falta de espacio, los taxistas estacionemos en lugares no habilitados para ello.

En estos días las sanciones de la policía municipal son un gasto más a añadir pese a que el Delegado del Área de Gobierno Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Borja Carabante, niegue que se estén produciendo.

Desde el equipo de Borja Carabante se han utilizado numerosas excusas para que el tiempo pase y así hacer caso omiso a las peticiones, casi súplicas, que los representantes del sector le venimos realizando.

Algunas de estas excusas son que «el sector del taxi no se ve afectado por la falta de turismo» o que «no todos los taxistas están representados». En este aspecto el avance de un estudio elaborado por Sigma2 para la Federación Profesional del Taxi revela que el 90% de los taxistas encuestados quieren algún tipo de regulación. Porcentaje que coincide con el porcentaje de representatividad que ostentan los solicitantes.

Ante la crítica situación y ante la pasividad del Ayuntamiento, responsable último de garantizar una mínima rentabilidad a los titulares de las licencias, será el propio sector el que adopte medidas regulatorias.

Porque al final el pueblo es el que salva al pueblo.

Pero esto lo dejo para otro día, que ya viene Marta con los niños. Voy a preguntarle a quiénes se refiere cuando dice «se han propuesto acabar con vosotros».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.