La decadencia política

0

Cesc Roca, Presidente de Taxi Project.

Hemos pasado de los discursos educativos de Azaña en el atril a la verborrea sin contenido y populista que actualmente nos ofrece la clase política. 

Hemos pasado de políticos exiliados y en clandestinidad a chupa-sangres del sistema. 

Y ahora en el momento actual, ante una de las crisis sanitarias, económicas y social más bestias de nuestra historia, nos encontramos huérfanos de liderazgo con sentido común por parte de la clase política. 

Hemos pasado de hacer política para solucionar los problemas de las personas a vivir de la política. 

Da igual el color, ésta izquierda o derecha a la gente de a pie nos importa cada vez menos, unos términos ideológicos que están muy alejados del idealismo en su nacimiento. 

Cómo se echa en falta en el estado español, Merkel de turno, el político de estado, con miras altas y no pensando en el voto. ¿Hacer política?

¿Dónde quedó eso?

Miles de fallecidos, familias en la ruina económica, la perspectiva y esperanza de futuro en sus niveles más bajos, y nuestra clase política invirtiendo el tiempo en mociones de censura, en pulsos entre gobiernos completamente estériles y ajenos a los problemas reales de la ciudadanía. 

Es un ruego a los que manejan el rumbo de nuestras vidas. Déjense de pequeñeces y guerras que solo les interesa a sus señorías. 

Arremangense, bajen al barro y trabajen día y noche para sacar de este atoyadero a las personas que sobreviven a sus negligencias.

La sociedad en su gran mayoría, ha dado un ejemplo de paciencia y saber estar, ahora les toca a sus señorías devolver a esa ciudadanía todos lo sacrificios que han hecho. 

Estamos en pleno debate de que hacer con la ayuda económica de EUROPA, está pandèmia les ha indicado el camino. 

Apliquen esas ayudas al sistema sanitario, cuyos profesionales han salvado con su dedicación la nefasta gestión realizada por las administraciones en forma de recortes. 

Apliquen las ayudas al tejido económico esencial, autónomos, pymes y trabajadores porque al final durante el estado de alarma se demostró que estos son los esenciales y no los CEOS de las grandes multinacionales. 

En definitiva, apliquen las ayudas económicas al pueblo y no a las grandes riquezas. Hagan una hoja de ruta, clara y concisa, creíble y con expectativas que genere esperanza a un pueblo que llora a sus muertos y que llora por su futuro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.